¿Te ha pasado?: ¿Quieres desligarte totalmente de un banco al que le debes dinero, pero no logras hacerlo? Tus deudas no te dejan ahorrar y vuelven tus finanzas personales un caos ¿verdad? En esta nota te enseño cómo desligarte de tu banco cancelando tu deuda. ¡Sí se puede!

 

#1. No sigas consumiendo con ellas

 

Si tienes deudas con un banco por tarjetas de crédito lo mejor va a ser que dejes de utilizarlas. Esto ocasionará que te concentres solo en pagar lo que ya debes y no aumentes así más el pago. Evita también caer en la tentación de la disposición en efectivo para saldar las deudas de tu tarjeta y es que el interés es del más del 100%: ¡solo será un dolor de cabeza más!

 

#2. Adelanta pagos siempre que puedas

 

En esta época del año, cuando recibes el aguinaldo o la gratificación, puedes aprovechar para: o cancelar tu deuda, amortizarla o adelantar las cuotas.

 

#3. ¿Monto mínimo? ¡Paga la cuota del mes!

 

Pagar el monto mínimo es una trampa para amarrarte más con el banco. Y es que cuando pagas el monto mínimo estás pagando más dinero por comisiones, gastos e intereses que por tu deuda en sí misma, por lo que ésta no disminuye. Así, una deuda que bien podrías pagar en un año, puede extenderse a 5, 10 o más años. ¡Imagínate!

 

#4. Opta por la compra de deuda

 

Otra forma de desligarte de un banco es a través de la consolidación de deudas. Para ello o un banco te llama para ofrecerte comprar tu deuda, o puedes acercarte para solicitar este procedimiento. Una de las ventajas de la compra de deuda es que puedes elegir un banco que te cobre menos intereses y comisiones que los que pagas actualmente: ¡Compara bien para elegir el mejor!

 

 

   

Solicita tu préstamo

 

 

 

   

Estos son algunos consejos para pagar tus deudas y desligarte de ese banco que te atormenta mes a mes.