La consolidación de deudas es una alternativa a la que puedes acceder cuando tienes más deudas de las que puedes pagar. La ventaja de optar por un “préstamo compra de deuda” es que las deudas se pueden unificar, lo que permite la reducción de gastos como intereses, comisiones, etc. Otro beneficio es que hay un mejor orden con las fechas de pago, por lo que existe menos riesgo de que te retrases en los mismos.

 

Pero ¿todos calificamos para la consolidación de deudas? En esta nota te cuento los requisitos que te pedirán los bancos.

 

#1. Que no te hayas retrasado en tus pagos

 

Cuando tu reporte está en rojo acceder a este tipo de préstamo es imposible. Te recomiendo que evites llegar a tener en rojo los números de tu historial crediticio. Una forma de evitarlo es pagar a tiempo, aunque sea el monto mínimo, tus tarjetas de crédito o de tus préstamos, así todo será más fácil para ti.

 

#2. Debes tener sustento de tus ingresos

 

Ningún banco te va a prestar dinero si no puedes demostrar que podrás pagarlo más adelante. Para estar seguro de ello te podrán pedir información como tus últimos recibos por honorarios, si eres independiente o tus últimas boletas de pago, si eres dependiente, etc.

 

#3. Estados de cuenta

 

El banco necesitará saber cuánto es la deuda total que quieres que te compre. Este dato es importante porque debe evaluar si la sumatoria te permite tener un pago mensual unificado que puedas pagar con tus ingresos actuales.

 

#4. Un aval

 

Este no se solicita siempre. En algunos casos se suele solicitar la firma del cónyuge. Quizá, se pueda pedir como aval también bienes como una casa, algún vehículo etc. todo dependerá del banco y del monto que necesites consolidar.

 

Estos son algunos requisitos que los bancos pedirán a quienes, como tú, quieran consolidar sus deudas. ¿Calificas?

 

Lee también: 

 

¿Cansado de pagar deudas? ¡Así puedes acabar con ellas.
* ¿Vives una crisis económica? Sal de ella con estos consejos.
¿Tienes problemas de endeudamiento? ¡Descúbrelo en esta nota!