¿Quieres comprar una casa? ¿O es mejor alquilar? Es cierto que muchas personas sueñan con la casa propia, pero ¿es el momento correcto? Un crédito hipotecario no se puede tomar a la ligera, para que no saques un préstamo tan grande sin estar seguro, acá te dejo algunos consejos.

 

#1. Comprar es una buena inversión

 

Es cierto que un crédito hipotecario es una inversión. Al contrario de un crédito vehicular, donde se paga por un bien que se devalúa, al comprar una casa lo más seguro es que su valor tienda a subir.

 

Como su precio tenderá a subir, aun cuando pagues tu crédito por veinte años, al finalizar tu hipoteca tu propiedad valdrá más de lo que gastaste inicialmente.

 

#2. Si no estás seguro de dónde quieres vivir, mejor alquila

 

Si eres de las personas que no tienen claro cómo se verán en los próximos veinte años es mejor que NO compres. ¿Por qué? Porque si piensas viajar por mucho tiempo, tu empleo no es seguro, etc. no es lo mejor amarrarte por veinte años o más con una deuda tan grande. ¿Imagina que te asciendan a country manager de tu empresa en España y tu tienes tu hipoteca en Perú? ¿Renunciarás a tu oportunidad y a un jugoso sueño por tu deuda pendiente?

 

Es importante, por eso, que pienses muy bien si comprar es lo mejor antes de cerrar el trato. Si aún tienes dudas, es mejor no acceder a un crédito hipotecario.

 

#3. Con el alquiler evitas pagar gastos adicionales

 

Cuando compras una propiedad no es que pagues por ella y listo. Además del pago por el bien, deberás pagar otros gastos como el impuesto predial, etc. Si no estás listo para lidiar con estos gastos extra cada mes, que te evitas si pagas alquiler (porque lo paga el dueño), pues es mejor seguir rentando.

 

¡Ten presente…!

 

Lo mejor es que compres solo si planeas vivir mucho tiempo (o toda tu vida) en la casa que vas a adquirir. Ten en cuenta, además, que los bancos no te van a prestar el 100% del valor de la propiedad, sino sólo un porcentaje, por lo que tendrás que contar con los ahorros suficientes para pagar la cuota inicial. Recuerda que a mayor cuota inicial, mejor. Planifica bien si no quieres poner en riesgo tus finanzas personales.

 

 

   

Solicita tu préstamo

 

 

 

   

Lee también: 

* 5 consejos antes de solicitar un crédito hipotecario.
* Cómo ahorrar dinero para la inicial de tu depa
* El banco me ofrece periodo de gracia para mi crédito ¿Es bueno?