¿Has oído de los depósitos a plazo fijo? Hace algún tiempo me animé por ellos y me fue bien así que aquí quiero contarte más de qué se trata.

¿Qué es un depósito a plazo fijo?

 

Cuando abres una cuenta a plazo fijo depositas una cantidad de dinero a una cuenta bancaria a tu nombre por un determinado tiempo. Tras este lapso, y habiendo cumplido con la cuota mensual, puedes retirar lo ahorrado. Hasta ahí todo normal, solo que la cantidad final que retiras es tu dinero más los intereses conseguidos.

 

Es la cuenta ideal para que tu plata genere rentabilidad. Una opción para quienes buscan invertir a mediano plazo. En algunos casos puedes retirar los intereses cada mes o al inicio de tu depósito bajo el pacto de no tocar el dinero en el tiempo estipulado.

 

¿Cómo programarlos?

 

Ahora que conoces de qué se trata, y ya que he despertado tu interés por ellos, te cuento cómo programarlos para que sean rentables:

 

  • Compara bien

Al comparar los beneficios de diferentes entidades financieras vas a poder identificar la que te pague un mayor porcentaje de interés por el dinero que deposites. Las cajas suelen tener tasas de intereses más altas que un banco.

 

  • Cuestión de plazos:

Cuando vayas a definir el plazo de tu cuenta, te recomiendo que elijas el mayor posible. Y es que mientras más tiempo tenga el banco tu dinero, más intereses te pagará.

 

  • ¿Y los montos?

     Algunos bancos te pagan más mientras más dinero deposites. Evalúa si aplica con la  entidad financiera que quieres elegir para este tipo de cuenta.

 

  • Planifica

No olvides planificar. Aunque es una cuenta a tu nombre, si quieres disfrutar de los beneficios de los intereses ganados, no debes tocar el dinero en una determinada cantidad de tiempo.

 

Evalúa el mayor tiempo que puedas estar sin tocar el efectivo para poder abrir esta cuenta. Por ejemplo, si planeas viajar en doce meses abre una cuenta a plazo fijo por ese tiempo. Cuando pase el tiempo transcurrido tendrás la suma de tu ahorro más el interés ganado.

 

 

   

Solicita tu préstamo

 

 

 

   

Lee también:

 

Reciclar también puede ayudarte con tus finanzas personales.
¿Cómo mejorar tus finanzas en pareja?