La consolidación de deudas es un nuevo tipo de préstamo que ofrecen diferentes entidades financieras. Mediante la compra de deudas, las personas que tienen préstamos o créditos con diferentes bancos pueden unirlos y de esa manera organizar mejor sus pagos y reducir las comisiones y quizá los intereses de su deuda.

 

¿Quieres tener una sola deuda? ¡Descubre qué deudas puedes consolidar!

 

#1. Solo puedes consolidar deudas personales

 

La consolidación de deudas es un servicio que los bancos dan a personas naturales así que si es tu caso y tienes problemas para lidiar con todos los pagos que debes hacer, esta puede ser tu opción.

 

#2. ¿Qué deudas personales puedo consolidar?

 

Van a depender de cada banco. Por lo general se pueden consolidar deudas de consumo. En algunos casos los bancos aceptarán comprar deudas como préstamos personales y las de la tarjeta de crédito.

 

Algunas entidades financieras no tienen problemas en incluir entre las deudas a consolidar las tarjetas comerciales (tarjetas departamentales).

 

#3. Compara bien las ofertas de los bancos

 

Comparar bien no solo te ayudará, en este caso, a obtener los menores intereses y costos de comisiones bancarias, también te será útil para encontrar la oferta de compra de deuda acorde a tus necesidades. Y es que no todos los bancos te cubren las mismas deudas ni te ofrecen los mismos beneficios.

 

Consejos para que acepten consolidar tu deuda

 

Lo primero que debes tener presente es que ningún banco te prestará dinero si tienes retrasos en tus pagos. Así que si presentas algún registro moratorio en una central de riesgo (de la SBS o en Infocorp) lo más seguro es que no consigas lo que necesitas. ¡Estar al día en tus pagos es la clave para obtener más beneficios financieros!

 

En segundo lugar, tienes que tener en cuenta que puedas sacarle provecho a la compra de deuda, lo ideal es que dejes de consumir con tus líneas de crédito. Sé que esto puede ser difícil, pero es necesario si quieres salir de este círculo vicioso.

 

Te recomiendo además que verifiques que la entidad que te compre la deuda te permita hacer pagos adelantados y es que de esa manera puedes aprovechar tus ingresos extra para reducir el monto final, los intereses, o la duración del pago de las mismas.

 

¿Qué te han parecido estos consejos? Investiga un poco las ofertas de los bancos que te interesen antes de decidirte por uno. También puedes usar el comparador de Solven para encontrar la oferta que mejor vaya con tus necesidades.

 

 

   

Solicita tu préstamo

 

 

 

   

Lee también: 

3 errores comunes al consolidar deudas
Errores que cometemos al optar por la compra de deuda.