Todos podemos comenzar a ahorrar dinero en el momento en que lo decidamos. Una buena motivación y la disciplina, así como buenos hábitos nos pueden ayudar a lograr alcanzar nuestra meta de ahorro en menor tiempo.

 

Si anteriormente las diferentes formas de ahorrar dinero que has seguido no te han funcionado, conoce los consejos que sí te serán útiles para empezar, van desde cosas sencillas como ahorrar en casa. ¡Lee con atención!

 

#1. Empieza ahorrando en casa

 

En casa hay siempre gastos necesarios: como el pago de luz, agua, y demás servicios, pero hay otros que no lo son tanto. Por ejemplo, una forma de empezar a ahorrar en casa puede ser, dejar de comer fuera con mucha frecuencia. Preferir las bebidas caseras a las bebidas embotelladas, incluso quizá cambiar la línea de teléfono post-pago por una pre-pago o un post-pago control dependiendo de las necesidades de comunicación que tengas.

 

Para saber qué gastos en casa se pueden evitar, no olvides hacer una lista de los ingresos y egresos de tu hogar. Así podrás destinar el dinero que sueles gastar en cosas que no son necesarias a un fondo de ahorro. Existen diferentes aplicaciones que te pueden ayudar a este objetivo. 

 

#2. Abre una cuenta de ahorros para depositar parte de tus ingresos

 

Es cierto que puedes tener una cuenta de ahorros a la que tus empleadores te depositan cada mes. Pero para ahorrar, es mejor tener una cuenta de ahorros aparte, donde tú mismo deposites un monto fijo mensual.

 

Mentalízate: ese dinero es intocable, así podrás ahorrar para el futuro. Con el tiempo ese dinero puede ser destinado a ese viaje que tanto soñaste hacer. También para  la inicial de tu departamento,  la inicial de tu primer auto o para la carrera que siempre quisiste estudiar. 

 

#3. Dile adiós a tu tarjeta de crédito

 

El uso de tarjetas de crédito suele volverse adictivo (¡Más que Netflix!), en especial cuando no se está acostumbrado a ellas o cuando no se conoce bien cómo funcionan y sus tasas de interés. Si tienes una, piensa: ¿necesito una tarjeta de crédito realmente? ¿Me ayuda a mis propósitos de ahorro? Si ambas respuestas son no, es mejor que las canceles y empieces a disponer solo del dinero fijo que recibes mensualmente.

 

   

Solicita tu préstamo

 

 

Sabemos que comenzar a ahorrar, cuando no se tienen los hábitos de ahorro aprendidos, es difícil – pero nada es imposible para acercarte a tu meta y tener tus finanzas en orden. Sigue estos consejos para ahorrar dinero y dispondrás pronto de la liquidez que necesitas para tu beneficio. Más pronto de lo que imaginas no tendrás una sola deuda.